Ponche segoviano

Lleva un poco de trabajo pero merece la pena, espero que os guste besos.

INGREDIENTES

Para el bizcocho

4 huevos

60 g. de fécula ( Maicena)

30 g de harina

125 g. de azúcar

Para el almíbar

150 g. Azúcar

150 ml de agua

50 ml de licor

Para la yema

8 yemas

150 g de azúcar

80 ml de agua

Para el mazapán

250 g de azúcar glass

250 g de almendras

1 clara 



Preparamos el bizcocho, batiendo azúcar y huevos.



Batimos hasta que formen montañas, y triplique su volumen,cerca de una fuente de calor (una placa de la cocina al mínimo) para que levanten antes.



Añadimos el harina y la fécula tamizadas con movimientos envolventes de abajo.



Este bizcocho lo he cocido en la bandeja del horno (como para un brazo gitano) en 12 minutos a 170º lo le he dividido en tres parte iguales.



Preparamos el almíbar para emborrachar el bizcocho, ponemos los 150 g de azúcar y los 150 ml. de agua a cocer unos 5 minutos y le añadimos el licor que mas nos guste lo le puse licor de cerezas,  y dejar cocer 4 minutos mas.



Preparamos el almíbar para las yemas,  ponemos a cocer los 150 g de azúcar con los 80 ml. de agua durante unos 15 minutos a fuego bajo, colamos las yemas, y cuando este el almíbar a punto de hebra dura, se nota porque con una espumadera los agujeros se quedan cubiertos .



Dejamos que pierda un poco de temperatura el almíbar y se lo añadimos a las yemas sin parar de mover con mucho brío.



Acercamos al fuego bajo y sin parar de mover (se pegan muy fácilmente) hasta que espesen un poco,  en los recipientes de porcelana se cuecen muy bien las yemas, al enfriar espesan mas.



Con una brocha emborrachamos 1º plancha de bizcocho con el almíbar.



Con una espátula extendemos una capa de yema sobre la plancha de bizcocho.



Ponemos la segunda plancha de bizcocho y hacemos los mismo,  y así hasta la tercera plancha emborrachamos y capa de yema, para terminar con capa de yema todo al rededor.



Hacemos el mazapán, mezclando todo, clara, azúcar y harina de almendras, lo mezclamos todo con las manos.



Lo amasamos un poco sobre la piedra,



Cuando este la masa fina la dejamos reposar unos minutos.



Extendemos con el rodillo sobre dos capas de papel film, hasta dejarlo lo mas fino posible.



Con el film y el rodillo nos va a facilitar el cubrir el pastel mas fácilmente.



Cortamos el sobrante de la capa de mazapán con un cuchillo muy afilado y espolvoreamos con azúcar glass.



Calentamos las agujas o pinchos al rojo para marcar la tarta.



Una vez marcadas las rallas,  doramos un poco el pastel, con el grill o con un soplete.



Sobran palabras delicioso.



Lleva un poco de trabajo pero merece la pena, espero que os guste besos.

Adita